El emprendimiento social precisa del espíritu y la economía social

El emprendimiento social no tiene fines de lucro, el emprendedor que lo lleva a efecto posee la creatividad empresarial tradicional, la visión y la determinación necesarias para llevar a efecto cualquier proyecto, pero aquí lo que se busca es la mejora social en lugar del dinero a través del empleo; este proceso se centra en la innovación con la orientación adecuada sobre los beneficios sociales que el proyecto puede aportar, además de usar las experiencias organizativas y de negocios previas para ayudar a los demás.

 

Los empresarios sociales tienen gran ética en los negocios, y suelen trabajar para el gobierno, como voluntarios y siempre pensando en cuestiones comunitarias, como el interés en el emprendimiento social es cada vez mayor, puede ser conveniente tener una definición del concepto más clara, por ello preguntamos ¿qué es y dónde está la inspiración y el apoyo para el emprendimiento social?, creemos que el emprendimiento social es un concepto un poco vago, para aclararlo lo dividiremos en tres partes diferentes. [Ir a la fuente original]